Fundación Grupo Norte se transforma en Fundación Aliados por la Integración para impulsar su misión social

El Patronato de la Fundación Grupo Norte ha aprobado su cambio de denominación por el de Fundación Aliados por la Integración, que será el nombre con el que opere la entidad desde este mismo momento.  El cambio de nombre, al que acompaña una nueva identidad gráfica corporativa, afecta también a las sociedades que integran su grupo consolidado: Domicilia Aliados por la Integración y Aliados por la Integración Centros Especiales de Empleo.

La nueva razón social responde al objetivo de impulsar su Misión, que es la de “favorecer la integración socio laboral de personas que se encuentren en situación de vulnerabilidad y riesgo de exclusión social, trabajando para generar oportunidades laborales a través de la sensibilización, colaboración y actuación con programas educativos, formativos, culturales y sociales”.  

Ser un referente social en la construcción de espacios de colaboración entre instituciones, empresa y sociedad, que permitan desarrollar proyectos sostenibles en el tiempo, tal y como detalla la Visión de la entidad, implica en este caso dejar de ser exclusivamente una organización corporativa, vinculada sobre todo a un grupo empresarial, para transformarse en una  fundación con amplios y diversos espacios de desarrollo y crecimiento.

UN NOMBRE NO CASUAL

El nombre elegido, Fundación Aliados por la Integración, no es casual. De hecho, entronca directamente con el objeto fundamental de la entidad, desplegado a través de acciones concretas que persiguen  la integración de personas con dificultades de encontrar empleo y vulnerables, entre las que se encuentran personas con discapacidad, mujeres víctimas de violencia de género, menores de 25 años y mayores de 55 años, entre otros colectivos en riesgo de exclusión.

Como sabéis, la Fundación es una entidad sin ánimo de lucro, habilitada legalmente para la prestación de distintos servicios sociales. Actividad que se desarrolla con administraciones públicas y entidades privadas, aliados en definitiva para conseguir la integración mediante servicios a Instituciones Religiosas, Servicios Socioasistenciales, Servicios Socioeducativos, Centros de Menores, Atención a personas con discapacidad o Atención a familias y víctimas de violencia. 

COMPROMISO PROPIO

La Fundación Aliados por la Integración nace con el compromiso inequívoco de consolidar su papel en una sociedad diversa, rica en matices, que necesita de organizaciones con amplitud de miras que generen oportunidades laborales. Una entidad consciente también de que el compromiso propio representa el mejor espejo. Por eso, ya hoy el 33% de los 2.004 trabajadores del grupo Fundación son empleados en situación vulnerable por su dificultad para encontrar trabajo. Entre ellos, más de 150 personas con discapacidad.

Gracias, como siempre, por tu apoyo. Gracias por ser un aliado en esta causa común.